viernes, 5 de octubre de 2007

No se moje, caballero


“NO SE MOJE, CABALLERO”

(En la calle Leganitos, Madrid)

Llueve en Madrid y es de noche. Llueve como tormenta de verano, pero ya no es verano. Nos pilla a todos aún sin haber sacado la ropa de invierno, en ese tiempo de nadie en el que uno se va superponiendo prendas, jugando al invierno cuando aún no estamos del todo en él. Lo que una madre llamaría “ropa de entretiempo” acaba por ser casi siempre “el efecto cebolla”.

Llovía anoche en Madrid y bastan dos calles para que los bajos del pantalón se empapen. Bastan tres para que la humedad llegue hasta la rodilla. Bastan cuatro para que uno empiece a temer eso de que las tardes se acaben a las 7 y la noche empiece a las 8. Vale, me gusta abrigarme hasta las cejas y enterrarme debajo de un nórdico, un café con leche caliente y The Magnetics Fields, como buen españolito postmoderno que soy, pero no puedo evitar que el invierno me dé un poco de miedo… Algo que nunca me ocurre en verano, miratúpordónde.

En esas voy subiendo Leganitos, una de las calles más feas de Madrid, y un ángel disfrazado de portero de sala de top-less me salva con una frase: no se moje, caballero. Y de pronto decido que voy a hacerle caso. Este invierno, me lo prometo, voy a ponerme a cubierto siempre que pueda.

8 comentarios:

Pilar Mejía Martínez de Murguía dijo...

Qué va!!! si por mucho que te pongas (nos pongamos)a cubierto iremos, pecho en ristre, diciendo lo de siempre, "venga! que con este "catarro" también puedo!"

La Semana Fantástica dijo...

sí, Pi, sí, también lo sé, pero creo que con los años uno aprende de frenadoles, couldinas y demás polvos. aunque al final mis padres tenían razón: una aspirina, una buena manta y a la cama. con eso se curan muchas tonterías.

moronda dijo...

Mójese, caballero. Salte usted charcos, pille gripes y catarros, atraviese diluvios y monzones y tsunamis que para abrigo están los amigos.A llover!

La Semana Fantástica dijo...

A llover, o a llovet, moronda?
Hoy he probado un sillón de 4.500 euros. Joder con la semana del sillón...

Anónimo dijo...

la semana fantástica debería empezar mañana...estoy "morriñenta" como el tiempo otoñal que cuentas, querido emil...¿ponernos a cubierto?...¿se puede?...habrá que asumir las mojaduras y heladas...esperando siempre que pronto vuelva el verano dorado...

Anónimo dijo...

mojese caballero, mojese, la lluvia pasa,sientala ahora, sienta la belleza de la lluvia.Viva la LLUVIA,en este planeta todo es para vivirlo,EL QUE NO SE MOJA NO PESCA PECES,MEJOR MUERTE ES MORIR POR UN RESFRIADO QUE NO DE HAMBRE.

Anónimo dijo...

........lluvia fresca en la cara. Zapatos brillantes del reflejo del agua otoñal. Pantalones mojados que marcan piernas temblorosas. Ropa interior húmeda y llena de nostalgia por despedidas de inviernos de adolescencia............

La Semana Fantástica dijo...

Queridos anónimos,
Adivino vuestras caras detrás de esa palabrita que siempre me ha sonado a Lazarillo de Tormes...
Tanto animarme en que me moje, que me moje, a final voy a pillar un constipado que pa qué.