sábado, 5 de julio de 2008

Otro Orgullo

OTRO ORGULLO

Este año no me verán al pasar las carrozas… Bueno, más bien no veré pasar yo las carrozas, que uno es muy discreto en tales eventos (juas juas juas). Me refiero a las fiestas del Orgullo Gay, más conocidas como “el Orgullo”. Y no es que me encuadre entre aquellos que rechazan esta cita. Aunque no sea tampoco un abanderado del arco iris, siempre me lo he pasado bien en ellas. Pero este año he podido disfrutar a placer de los eventos entre semana (gracias a mi estado de freelanceo), que son mucho más accesibles y agradables, y he preferido cambiar la macromanifestación/desfile de culturismo/cabalgata por lo que ahora mismo me llena más de orgullo, que es mi ahijado Sacha, y para Córdoba que me he ido.

Además, tuve otra ración de mariconeo en Ávila el pasado sábado. Sí, sí, en Ávila. Allí, mi amigo Chus abrió hace meses el primer bar gay de la ciudad, el Culture Club, que recomiendo a todos los que quieran pasar una noche divertida en la ciudad de las murallas sin tener que escuchar más de diez veces Avemaríacuándoserásmía. Me cuentan mis corresponsales en la capital abulense (querida Cardhu y querido Chus) que por allí es difícil no ya encontrar un bar en el que pongan música poco comercial, sino música ¡en inglés! Fuerte, es fuerte. Pues eso, que mi amigo ha abierto un bar al que no sólo van gays y bolleras porque es su bar, sino gente cansada del Ave María de Bisbal (que no el de Schubert). Bueno, que se me va la historia. Dentro de los festejos del Orgullo abulense, la fiesta grande era en el Culture Club, claro, y allí que me fui con mi disco duro a pinchar temas y temazos. Se me hizo un pequeño nudito en la garganta al saber que a la fiesta la habían llamado “Revival Música Choni”. Que no es que yo vaya de dj divino que sólo pincha cosas raras, en absoluto, las pocas veces que lo he hecho ha sido para que la gente baile. Y pongo encantado un David Civera para ello. Pero de ahí al revival choni… Pues nada, todo arreglado combinando temas tipo (creo que no necesitan presentación),


con joyitas como este Blind de Hercules & Love Affair, uno de esos temas en los que bailar y tener la piel de gallina casan:


Ahora, mientras escribo esto, la Cibeles estará sudando partiéndose de risa al ver pasar tanta pluma y tanto tacón. ¡A disfrutar, gente! Este año me tocaba enorgullecerme de otra manera. Pero ¡que no pare la fiesta!

11 comentarios:

Toshiaki dijo...

Nunca he ido al Orgullo en Madrid..., pero si te digo la verdad no tengo curiosidad! Lo mismo si voy me lo paso pipa, pero tengo mis reservas.

Me quedo con el segundo vídeo... ay señor!

Saludos :)

Pi dijo...

Semana Fantástica de los Orgullos, patrio, de sobri y gay. Es curioso.

La Semana Fantástica dijo...

Yo también me quedo con el segundo, toshi (perdón por la confianza). Pero hay veces que se me mete el primero en la cabeza y... jajaja

Esperemos que la próxima semana no se nos vayan todos los orgullos, Pi.

Pablo Gamo dijo...

Yo este año me he escapado. Y mira que a mí me toca tanto el Orgullo como el 20 de Noviembre, es decir nasti. Y teniendo en consideración la fobia que tengo a los eventos en loor/olor/lor/ocomosea de multitudes, sean festividades sacras, paganas o lo que se tercie. No sé cómo me organizaba que terminaba pasando tres cuartos de hora para cruzar la calle Fuencarral y aledaños.


Un saludo

Patrice dijo...

Uhh me encanta esta canción!
Y me gusta mucho más tu orgullo particular que el de Madrid... me estresa el gentío! yo no me he acercado al centro en todo el finde!!!

La Semana Fantástica dijo...

Has hecho bien, patrice, seguro...

Lo mismo que Pablo Gamo.

Pero, me pregunto... ¿nadie de los que por aquí pasan ha ido este año? ¡Ofú!

Lara dijo...

Mmm...
Yo tampoco he ido.
Yo he subido por fin al pico de la montaña que hay detrás de mi casa. Que también es un orgullo para mí, todo sea dicho.
Y lo de Ávila... ay lo que nos hemos perdío, diosssssss...
Espero que se repita pronto, que me queda a tiro de piedra, y después de aquella noche madrileña de historietas de los años mozos (¿te acuerdas?) ya tengo ganas de ver a tus compis en persona.
Eso sí, mientras tú pinchabas yo no estaba en el monte, estaba en Barcelona de conciertazos y discotecas varias... (de vez en cuando hay que respirar aire viciado, que si no me entra en síndrome de abstinencia...).
¡¡¡Un abracísimo!!!

La Semana Fantástica dijo...

Claro que me acuerdo de esas historias que te conté de mi frikipandilla... jajaja. Todas ciertas.
Es verdad, estuviste en el concierto de Jack Johnson! Y luego subiste el pico ése. Qué tía la Lara.

Música dijo...

que vivan los garitos en los que no te da miedo el tema que pondrán a continuación, haberlos haylos.
Ay que ver como cambiamos de unos años a otros, como nos apetece el jaleo en la plaza y otras veces barrera, está bien cambiar de posición

Anónimo dijo...

Emi, que me piro!!! Le daré muchos besos a tu amigo Frasse de tu parte! Y a la bici sin silla también!
Muaki, feliz verano!
Emmi

La Semana Fantástica dijo...

Hasta que nos salgan agujetas, música, esos cambios.

Sí, Emmi, abraza fuerte a Frasse de mi parte!!!! Y arregla ese sillín...